miércoles, 14 de junio de 2017

PRINCIPAL DE PRIMERA PLANA

Antes de que quiebre a la
CAPACH corran a Ramírez
--Déspota, ignorante del sistema y no entrega herramientas para reparar las fugas
--El forastero está trayendo gente para saquear; mejor regresen a Ojeda de la Peña

Domingo Francisco Reyes.—Es déspota, ignorante de las tripas de la red del sistema, no dota de material y equipo de trabajo, lo único que viene el forastero es saquear, Juan Antonio Ramírez Valle, por ello exigimos al alcalde capitalino reinstale a Gustavo Nabor Ojeda de la Peña, como director de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (CAPACH), antes de que sea “quebrada”.
Con mucha indignación se quejaron ante La Crónica, Vespertino de Chilpancingo, la tarde de ayer martes cuando un grupo de trabajadores en medio del excremento y pestilencia, realizaban labores de reparación de una fuga de drenaje y que no ha sido controlado desde hace varios días por falta de apoyo del actual forastero director de la CAPACH.
Hicieron un llamado enérgico al presidente municipal de Chilpancingo, Marco Antonio Leyva Mena del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de que rectifique en el nombramiento de  ese forastero que desconoce la idiosincrasia de los capitalinos y la red del sistema de drenaje y agua potable.
Con la condición de que se omitiera su identidad, hablaron con este reportero cuando hacían labores de reparación del drenaje que despedía olores insoportables en la avenida Insurgentes esquina con la calle Roberto Nájera de esta capital, que no ha quedado por la falta de material y equipo, por ello las agua fétidas se desparraman por toda la arteria las más transitada en las inmediaciones del mercado “Baltazar R. Leyva Mancilla” hasta encharcarse en la glorieta de la estatua  del general  Vicente Guerrero Saldaña y despide olores de excremento.
“Nosotros no queremos que siga en la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (CAPACH) Juan Antonio Ramírez Valle, porque no sabe trabajar, desconoce totalmente la red de la tubería de agua y del drenaje en el municipio de Chilpancingo, además es un déspota con los trabajadores, preferimos que regrese Gustavo Nabor Ojeda de la Peña”.
Los obreros soportando los fuertes olores fétidos de excremento para reparar la falla del drenaje en plena avenida Insurgentes que ya lleva varios días y no queda, precisamente porque  Ramírez Valle no tiene compromiso con la sociedad de Chilpancingo y desconoce totalmente el funcionamiento del sistema y niega todo tipo de materiales para hacer el trabajo.
Como esta y otras fallas más que se han registrado en toda la capital de Guerrero, con el azolvamiento de alcantarillas, es directamente por la culpa de Ramírez Valle, por ello fundamentaron la demanda al alcalde priista Leyva Mena, para que rectifique y reinstale a Ojeda de la Peña como director de la CAPACH, de lo contrario se agudizarán los problemas del sistema de drenaje y agua, con el riesgo de “quebrar” a la paramunicipal.
Definitivamente quien conoce las tripas de todo el sistema de la CAPACH, sin duda es Ojeda de la Peña, pues nunca hubo explicación clara y transparente  de los motivos de su destitución, puesto que venía trabajando con honestidad y atención al público sin colores partidistas.
Denunciaron que desde que llegó a la dirección de la CAPACH, Juan Antonio Ramírez Valle, aparte de que no sabe trabajar, por su actitud despótica, no les dota de material como  guantes, herramienta diversa, uniformes, botas, cubre bocas, entre otras cosas que son indispensables para atender este tipo de trabajo que hacen diariamente.
Recordaron que cuando estaba Ojeda de la Peña, “nos surtía la mayor parte de estas herramientas y con la llegada de Ramírez Valle todo nos lo niega, diciendo que no hay, y eso impide que se atienda con prontitud, eficiencia y calidad del servicio de reparación de las fugas que se registran tanto de la tubería de agua, como la de drenaje, como es el caso de la avenida Insurgentes y esquina con Roberto Nájera”.
Con estos y otros argumentos “exigimos a Leyva Mena, que de inmediato destituya a Ramírez Valle que nada más viene a saquear el dinero de  paramunicipal, no es de este lugar, por lo tanto no tiene compromiso con Chilpancingo, el viene del puerto de Acapulco a robar”.
La mayoría de los trabajadores de la CAPACH está inconforme con el fuereño recomendado del ex alcalde del puerto, Manuel Añorve Baños quien a través de Ramírez  Valle viene a llevarse nuestro dinero.
Reiteraron, “pedimos a Leyva Mena que no permita a personas recomendadas por una persona que no está trabajando a favor del municipio y que regrese Nabor Ojeda de la Peña ya que el sí sabe de cómo están estas redes de agua y del drenaje”.
Para empeorar y quebrantar a la CAPACH, denunciaron que Juan Antonio Ramírez Valle, está trayendo gente de su confianza para poder llevarse el recurso como lo hicieron en la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA) que la saquearon y eso nosotros no lo vamos a permitir que haga lo mismo”.
Por esos hechos, refrendaron al alcalde capitalino destituya a Ramírez Valle antes de que quiebre a la CAPACH y la deje como CAPAMA, saqueada, quebrada y endeudada que hasta el día de hoy le deben al ISSSPEG más de 120 millones de pesos de cuotas.
También afirmaron los trabadores que al llegar Ramírez Valle ha hecho cambios de manera indiscriminada poniendo en cada una de las áreas a personas improvisadas y no saben resolver los problemas de la oficina.
Igualmente se quejaron de que siempre que solicitan materiales y herramientas para cumplir con su trabajo, les refieren que no hay dinero, sin embargo estas personas ajenas del municipio si hay, tanto que reciben sueldos superiores a los 5 a 7 mil pesos quincenales.
Para la mayoría de los que trabajan desde hace muchos años “solo recibimos mil pesos a la sema, además no nos pagan los días festivos y nos han quitado prestaciones de ley entre otros derechos que como trabajadores nos corresponden”, denunciaron los inconformes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Realice su comentario.

Followers